En La Transicionera trabajamos para conseguir una transición socioeconómica que facilite a las personas, colectivos, comunidades, entidades, empresas e instituciones la puesta en practica de modelos sociales y medioambientales más justos.

Entendemos que hay cambios culturales, sociales y económicos que son necesarios abordar desde una visión integradora, abierta y complementaria, y desde propuestas autogestionadas y noviolentas nutridas de corrientes como el Decrecimiento, el Buen Vivir y el Ecofeminismo, entre otras.

Desde estas premisas, desarrollamos consultorías, formaciones, proyectos y acciones que contribuyan a transitar a sociedades más justas y sostenibles.

Ultimas entradas del blog

ilustración
19/07/2019 - 10:02

Tras décadas de negacionismo y parálisis política ante la amenaza del cambio climático, parece que algo está cambiando definitivamente en el seno de nuestras sociedades.

Ilustra Belen Moreno
10/06/2019 - 14:53

«No es suficiente señalar a les “uno de diez” ecologistas, como si la mera presencia de cuerpos homosexuales en los bloqueos de las carreteras de tala fuera una forma significativa de inclusión o conversación.

Andrea(s)
05/06/2019 - 17:26

En las últimas semanas hemos visto cómo el movimiento estudiantil y otros grupos sociales han puesto en la primera línea de la agenda mediática, política y social la emergencia climática en que estamos inmersas, reclamando con fuerza a las instituciones medidas firmes contra el cambio climático. Para entender mejor este nuevo movimiento, las lógicas en que se basa y sus principales propuestas hablamos con Andrea(s) Speck, una de las personas promotoras del movimiento a nivel europeo y activista de largo recorrido en materia de desobediencia civil y no violencia.

Proyectos actuales

Nos queda poco tiempo para lograr un cambio fundamental en la política de nuestros Estados para frenar y limitar el cambio climático.

Amor de Barrio es lo que sentimos por el lugar que habitamos. Reconocer las potencialidades que tiene, aquello que nos gusta y queremos fortalecer y, al mismo tiempo, proponer necesidades de cambio y mejoras, para seguir enamorándonos de él.

La energía es un bien común y como tal debería ser accesible a todas las personas y no un modelo de ganancia de unos pocos. Así mismo, hemos de ser conscientes de los límites físicos que nos marca el planeta y hacer, por tanto, un uso responsable, eficiente y justo de estos recursos.